La carbonara blog

El uso terapéutico del cannabis es impulsado por el gobierno marroqui

Si bien el proyecto de ley ha contado con el apoyo de los principales partidos de la oposición, ha sido rechazado por el PJD que es la mayor formación islamista.

El ministro del Interior de Marruecos, Abdeluafi Laftit, de quien siempre se espera una actuación cónsona con el Palacio Real, en días recientes presentó un proyecto de ley en donde se contempla la legalización del cannabis para usos terapéuticos. Esta es una ley que se examina en el Consejo de Gobierno y con ella se prevé la creación de una agencia que funcionará como el único organismo que centralice el negocio legal.

Mientras, el uso recreativo del cannabis continuará siendo regulado y en cuanto al cultivo legal con semillas autofloreciente estará limitado a tan solo seis áreas del norte. En el transcurso del tiempo está previsto un abundante negocio que debería tener sus implicancias en una de las zonas con menos recursos del país, como es el Rif, ubicada al norte de Marruecos.

Este es un proyecto de ley donde se señala que el mercado medicinal del cannabis contempla un crecimiento por año del 30% a nivel mundial y de un 60% en Europa. El texto trae a colación que Marruecos ya ha permitido el uso medicinal de la planta entre los años 1922 y 1954, dos años antes de que dicho país llegara a obtener su independencia de Francia y España.

Marruecos es otro de los países que se añaden a una lista creciente que contiene más de 50 países en donde ya se ha establecido como legal esta industria. Entre ellos destacan Canadá —que permitió el uso medicinal en 2001 y el de fines recreativos en 2018—, Estados Unidos —donde es legal el uso terapéutico en 33 de sus 50 Estados—, Alemania —donde se compra con receta médica desde 2017— o Portugal, donde se puede adquirir en farmacias desde 2018.

Cannabis con propiedades medicinales, así lo reconoce oficialmente la ONU

Este es un proyecto que será debatido en el Parlamento, el mismo cuenta con el respaldo de los principales partidos de la oposición, como el Istiqlal y el Partido Autenticidad y Modernidad (PAM). Pero aemas, hay que considerar que se enfrenta a la oposición de grandes referentes del islamista como el Partido Justicia y Desarrollo (PJD).

El PJD, más allá de ser el partido que más votos llegó a cosechar durante las elecciones legislativas y de conformarse como la principal formación en el Gobierno de coalición, tan solo cuenta con 125 de los 395 escaños de los que esta compuesta la Cámara de Representantes y la cámara baja del Parlamento. En consecuencia, el proyecto ha de contar con suficientes opciones con las que puede salir adelante.

En todo caso, las autoridades ya han recordado que dicho proyecto ha sido posible gracias a la decisión histórica adoptada por la ONU el 2 de diciembre de 2020, cuando reconoció las propiedades terapéuticas de la planta y con ello la retiró de la llamada “lista IV”, en donde se encuentran reunidas desde 1961 aquellas sustancias más perjudiciales y sin potencial médico reconocido.